Connect with us

Cultura

Escritores católicos, un fenómeno cultural para tiempos de crisis

Una obra que llena un gran hueco en la historia de la literatura comparada.

Published

on

¿Qué es un escritor católico? ¿Cómo impacta en la tradición narrativa? ¿Qué significa hoy esta Literatura? En una época de crisis de valores, donde parece que no hay más religión que el dinero, estas preguntas podrían ser más concretas de lo que se esperaría. Enrique Sánchez Costa es un docente de humanidades que ha dedicado los últimos años de su vida a una investigación que lo ha llevado por las bibliotecas de media Europa para escribir un libro inédito en nuestro continente.

Enrique es catalán y joven, cree en Dios y no es fanático, tiene las cosas claras, empezando por sus intereses literarios. Desde hace tres años radica en Perú como docente de humanidades en una universidad, lo que pocos saben es que también ha publicado un libro. Una obra que llena un gran hueco en la historia de la literatura comparada, y es El resurgimiento católico en la literatura europea moderna [1890-1945]. La proximidad de Sánchez hacia los autores católicos parece partir más que de una postura confesional a un interés en rebuscar los meollos de un fenómeno literario poco estudiado, que sin ser uniforme, ha impactado en nuestra forma de concebir secularmente la literatura.

El fenómeno heterogéneo de los escritores católicos que van de 1880 a 1945. Un fenómeno cultural difícil de encasillar, en el que se trenza y  destejen distintas maneras de escribir. “Hay unos que son surrealistas”, menciona Sánchez, “otros que son satíricos, otros que son naturalistas”. El fenómeno de escritores católicos en ese período es el de “mucha gente que se sintió atraído por el catolicismo en lo espiritual y lo cultural a partir de una crisis de la modernidad.” Así como algunos encontraron salida a la crisis en el fascismo o el comunismo, o en religiones importadas de oriente, también muchos otros lo encontraron en el catolicismo: “mucha gente estaba buscando con que llenar ese vacío, pues básicamente venían de la descreencia. La gente lo que buscaba era también una comunidad. Aparte de las religiones políticas algunos se vieron atraídos por la comunidad y un sentido a la vida que ofrecía el catolicismo como asidero a un hogar metafísico”.

A veces uno no sabe lo que busca hasta que lo encuentra. Precisamente este libro ha sido para mí un encuentro afortunado, por eso se los comparto. A lo largo de cuatro años, Enrique Sánchez se propuso la tarea de un detective de bibliotecas. Desde la British Library (Londres) a la Bibliothèque Nationale de France (París), pasando por la Library of Congress (Washington D.C.) y la Biblioteca de la Real Academia de la Historia (Madrid), este detective de escritores fue articulando las coordenadas de todo un fenómeno de autores significativos dentro de otros procesos, como la Renouveau catholique francesa, el Catholic Revival inglés, o el Resurgimiento católico en España.

El signo de los tiempos

Hace apenas 110 años atrás el mundo celebraba el sueño del progreso. Aparecía la vacuna, los ferrocarriles y trasatlánticos reducían el tamaño del mundo de viajes en semanas o meses a solo días. Europa entera se iluminaba con la bombilla eléctrica. La modernidad y la Revolución industrial cambiaban los modos y costumbres de vida, y también afectaban el arte. En la literatura desde mediados del s. XIX, como resultado del positivismo filosófico, emergía el naturalismo en la literatura con las novelas de Zola, corriente está la cual se focalizaba en la naturaleza sensible, aquello perceptible con los sentidos. Esta corriente era un eco claro de las ideas positivas de organizar científicamente la humanidad, en el que el mundo carecía de misterio y el milagro aparecía como un prejuicio anticuado.

“El simbolismo será la primera embestida que cuarteará la pretensión totalizadora del cientismo. Y su padre será también el iniciador de la modernidad literaria: Charles Baudelaire”, escribe en su libro Enrique Sánchez. A diferencia del parnasianismo y el naturalismo dominante, el simbolismo tentará “lo que hay detrás del mundo, lo que este significa más allá de las apariencias. Frente a la pretendida objetividad naturalista, el simbolismo potencia la expresión íntima, lo personal e individual; frente a la poesía del entendimiento, propugna la imaginación y la sensibilidad (…) Había llegado la hora, a través de la fuerza prismática del símbolo, de arrimarse al misterio.”

Para Sánchez, Baudelaire es el precursor del renouveau catholique. Esta blasfemia podría herir la sensibilidad de los devotos baudelerianos, pero para Sánchez este poeta y sobre todo sus diarios íntimos en que desnuda su interior poseen un trasfondo cristiano: Y es que de la creencia nace la blasfemia, es decir, solo se puede blasfemar sobre lo que se cree previamente, y Las flores del mal son el inventario de blasfemias por antonomasia. Por otro lado, como rescata Sánchez, para el Gran poeta católico Claudel, Baudelaire es el poeta de los Remordimientos.

Verlaine será otro precursor de este movimiento. ¿Cómo un blasfemo y drogadicto como Baudelaire y alguien que abandonó a su esposa para tener una aventura homoerótica como Verlaine podrían ser precursores de esta renovación católica en las letras? La respuesta la tiene otro “árbol seco” de la Belle époque, el teatrista Oscar Wilde: “Todo santo tiene un pasado, y todo pecador un futuro”. Porque como dijo Baudelaire: “Dios es un escándalo, -un escándalo que vuelve de nuevo”.

Enrique Sánchez Costa en Machu Picchu.

Fe en la pérfida Albión

En la película A man for all seassons de 1966 sobre la vida de sir Thomas More, se hacía decir a este que si el sermón de la montaña Jesús se lo hubiera impartido a sus compatriotas ingleses, estos se hubieran dormido con las primeras bienaventuranzas.

La situación del catolicismo en Inglaterra era más complicada por un viejo prejuicio anticatólico heredado por el cisma de Enrique VIII. Sin embargo, la pequeña isla fue pródiga en extraordinarios escritores anglosajones que luego se convirtieron al catolicismo, autores de talla mundial como Chesterton, Greene, Tolkien o Waugh, entre otros.

El libro menciona la presencia refundacional de Newman, o la poética de Hopkins, aunque resulta particularmente interesante la estrecha relación (en escalas anglosajonas) de Graham Greene y Evelyn Waugh.

A Greene, Sánchez lo define de la siguiente manera: “será la duda la cuerda sobre la que se sustentará toda su vida”. El caso de Greene es casi arquetípico del hombre moderno, “la duda es prueba de una fe viva (…) Y así como solo el santo conoce la fuerza de la tentación, solo el fiel aguza su fe en la piedra afiladora de la duda”. En palabras del mismo Greene, maestro de novelas policiales (fue guionista de El tercer hombre), “el asesinato, si uno se lo toma en serio, es un tema religioso”. Pues cómo explica Sánchez: “de ahí que Greene deseche la abundancia de detalles mínimos en las ficciones policíacas (horarios, huellas, trucos de prestidigitador) y privilegie el debate psicológico y moral en los personajes.” Entonces, hay en Greene (como en el Padre Brown de Chesterton) una especial atención al elemento religioso o moral en sus personajes, cosa más bien rara dentro del género policial, y es ese punto precisamente el que le da profundidad.

Contemporáneo de Greene era Evelyn Waugh, alguien fácil de admirar pero no tanto de amar. Dotado de una de las mejores prosas británicas y un sentido del humor un tanto grosero con sus semejantes, los intereses de Waugh en su escritura se enfocarán en familias aristocráticas inglesas, su decadencia, guiños al homoerotismo y por supuesto la fe. Retorno a Brideshead será su gran novela, escrita durante “ese clima social antinobiliario al que alude Waugh, el arrinconamiento social de la aristocracia desde la antigua preminencia hasta una posición vergonzante (…)  Es el canto de cisne de la nobleza terrateniente, antes de verse obligada a vender sus posesiones y enlazar a sus hijas con los enriquecidos plebeyos del mundo de la empresa o las finanzas”, en palabras de Sánchez.  

Estos y otros autores, así como sus obras y sus innovaciones temáticas y formales en la escritura, hacen de los autores católicos un fenómeno cuyo impacto en la literatura contemporánea todavía está por medirse, y un primer gran acercamiento es este libro. Perfecto para comprender como se trenza las crisis sociales y económicas con el arte, y como el espíritu transmita esos movimientos de cambio que precisamente ahora, después de una pandemia, con una guerra en Europa que no acaba, crisis de suministros y una amplísima cultura de la cancelación revelan que tan cerca a estamos a esos autores católicos que no son otra cosa que autores de crisis. Pues bien, este 15 de abril se conmemoran los 110 años del hundimiento del mayor trasatlántico que el mundo había conocido: el RMS Titanic. “Y con él, entre las aguas heladas y los icebergs, naufragaba simbólicamente la Belle époque”  y sin embargo fue esa crisis entre otras la que favoreció  “el resurgimiento católico [que] pudo afrontar sin temor la modernidad y lanzarse al encuentro de la cultura (…) en un período de vanguardias y movimientos palingenésicos, supo articular una forma católica de palingenesia¹ que no ofrecía sosiego, pero sí un sentido existencial y una esperanza nueva”.

¹Palingenesia: Rnacimiento o regeneración. Ideal para comprender estos tiempos de crisis y desasosiego, y quizás hasta para tener esperanza.

El resurgimiento católico en la literatura europea moderna [1890-1945] está disponible en Amazon.

Comentarios

HANS HERRERA NÚÑEZ. (Lima, 1985). Vivió parte de infancia en Costa Rica, de regreso a Perú estudio Derecho en la Garcilaso y luego literatura. Se especializa en la obra de Roberto Bolaño y Chesterton. Ha colaborado con Dedo Medio y actualmente escribe en Lima Gris. También co-conductor del programa en radio Lima Gris de "Mirada Critica". Además ha aparecido en el celebrada película de ficción de Gustavo Meza, "Ciudad Ausente" (2015).

Click to comment

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Actualidad

Exministro Ciro Gálvez convoca al “II Encuentro de los Pueblos Indígenas del Perú” [VIDEO]

Participarán más de 40 pueblos originarios de la sierra y selva del Perú. Entre los invitados se encuentran el presidente Pedro Castillo, el Premier Aníbal Torres, el ministro de Cultura Alejandro Salas y congresistas de la República.

Published

on

Luego dejar el cargo de ministro de Cultura, Ciro Gálvez Herrera reaparece como Presidente del Parlamento de los Pueblos Indígenas. El exministro viene organizando un importante evento donde participarán representantes de los diferentes pueblos originarios del Perú profundo.

El líder indígena Ciro Gálvez Herrera, viene convocando al II Encuentro de Pueblos Indígenas del Perú, que se realizará el martes 05 de julio en el local de la Confederación Nacional Agraria (Jirón Miró Quesada 327, Centro histórico de Lima) a las 8 am, donde participarán por primera vez representantes de más de 40 pueblos indígenas del país.

Dentro del II Encuentro de Pueblos Indígenas del Perú, se debatirá sobre la cuota de representación de los pueblos indígenas u originarios en los poderes del Estado; también sobre el análisis del proceso constituyente en los países andinos.

Además, se tratará sobre la defensa de los territorios y recursos de los pueblos indígenas; preservación del medio ambiente y el fortalecimiento de los pueblos originarios del Perú. Ciro Gálvez, como Presidente del Parlamento de los Pueblos Indígenas del Perú, mencionó: “Los pueblos originarios estamos despertando, ya hemos tomado consciencia de todos los problemas de exclusión y de discriminación del cual somos   víctimas, por eso reclamaremos nuestros derechos”. Gálvez Herrera fue el candidato presidencial que sorprendió en el debate con su mensaje en quechua a favor de los pueblos marginados del Perú.

En el evento también han sido invitados el presidente de la República Pedro Castillo Terrones, el Premier Aníbal Torres, el ministro de Cultura Alejandro Salas, el presidente de la Comisión de Cultura y Patrimonio Cultural del Congreso, Alex Flores; y las congresistas Katy Ugarte y Margot Palacios.

El evento es organizado por el Parlamento de los Pueblos Indígenas del Perú. Desde hace casi una década el líder indígena y exministro Ciro Gálvez Herrera, viene trabajando en costa, sierra y selva con los pueblos más marginados del país, y por primera vez reunirá en Lima a hombres y mujeres del Perú profundo, que llegan a la capital para reivindicar sus derechos.

Lugar: Local de la Confederación Nacional Agraria (Jirón Miró Quesada 327)
Día: Martes 05 de Julio
Hora: 8 am

Más información: http://www.parlamentopai.com/

Aquí el mensaje del líder indígena Ciro Gálvez.

Comentarios
Continue Reading

Cultura

Ministerio de Cultura emite alerta de Bienes Culturales robados en el Campo de Marte

A pesar de la alerta emitida por el Ministerio de Cultura por los bienes de bronce robados en el Campo de Marte, el alcalde de Jesús María, Jorge Quintana no se pronuncia ante los vecinos y continúa ejerciendo un inexplicable “silencio” que desconcierta a toda la opinión pública.

Published

on

Luego del escándalo por el extraño robo de las 4 puertas de bronce en el Monumento a los Defensores de la Frontera ubicado en el Campo de Marte, el Ministerio de Cultura emitió a la opinión pública una alerta ante este hecho.

La sumilla de este reporte fue redactado el 25 de junio por La Dirección de Recuperaciones de la Dirección General de Defensa del Patrimonio Cultural del Mincul y se denomina Alerta Virtual de Bienes Culturales Sustraídos Nº 337-2021-DRE/DGDP/VMPCIC/MC, (al parecer hay una equivocación en la fecha, ya que estamos en 2022) con código de sustracción Numero 372, en Inmueble Civil-Edificio-Campo de Marte y señala lo siguiente:

La Dirección de Recuperaciones de la Dirección General de Defensa del Patrimonio Cultural del Ministerio de Cultura del Perú, comunica la sustracción de cuatro (04) puertas de bronce procedentes del “Monumento a los Defensores de la Frontera” o “Monumento a los Héroes de 1941” (1944-1966), ubicado en el distrito de Jesús María, provincia y departamento de Lima; evento reportado por los vecinos de la comuna el 08 de junio de 2022. El caso cuenta con denuncia policial sentada en la Comisaría de Jesús María. El monumento se encuentra emplazado en el Campo de Marte, sitio declarado como Monumento Histórico y Ambiente Urbano Monumental, mediante Resolución Jefatural N° 509-88-INC/J, del 01.09.1988.

Además, señalan que los cuatro bienes afectados son metales de categoría Histórico- artístico. Y en ese sentido, hicieron la

Descripción de la denominada Puerta 1:

Hoja en bronce fundido, acabado bronceado, en formato rectangular y posición vertical, presenta cenefa con motivos de hojas de olivo y cabezas felinas que dividen el cuerpo en dos registros: el registro inferior presenta motivo de espada invertida decorada con hojas de olivo y volutas en la hoja y dos alas en la empuñadura, sobre panel; el registro superior muestra ocho motivos serpentiformes calados de reminiscencia prehispánica, que flanquean panel con representación de figura masculina de pie sobre peana escalonada, viste sombrero, manto terciado y porta lampa. Procede del “Monumento a los Defensores de la Frontera” o “Monumento a los Héroes de 1941”, (Años 1944-1966).

Descripción de la Puerta 2:

Hoja en bronce fundido, acabado bronceado, en formato rectangular y posición vertical, presenta cenefa con motivos de hojas de olivo y cabezas felinas que dividen el cuerpo en dos registros: el registro inferior presenta motivo de espada invertida decorada con hojas de olivo y volutas en la hoja y dos alas en la empuñadura, sobre panel; el registro superior muestra ocho motivos serpentiformes calados de reminiscencia prehispánica, que flanquean panel con representación de figura masculina de pie sobre peana escalonada, viste casco, manto terciado y porta espada. Procede del “Monumento a los Defensores de la Frontera” o “Monumento a los Héroes de 1941”, (Años 1944-1966).

Descripción de la Puerta 3:

Hoja en bronce fundido, acabado dorado, en formato rectangular y posición vertical, presenta cenefa con motivos de hojas de olivo y cabezas felinas que dividen el cuerpo en dos registros: el registro inferior presenta motivo de espada invertida decorada con hojas de olivo y volutas en la hoja y dos alas en la empuñadura, sobre panel; el registro superior muestra ocho motivos serpentiformes calados de reminiscencia prehispánica, que flanquean panel con representación de figura masculina de pie, viste sombrero, manto terciado y porta rifle. Procede del “Monumento a los Defensores de la Frontera” o “Monumento a los Héroes de 1941”, (Años 1944-1966).

Descripción de la Puerta 4:

Hoja en bronce fundido, acabado dorado, en formato rectangular y posición vertical, presenta cenefa con motivos de hojas de olivo y cabezas felinas que dividen el cuerpo en dos registros: el registro inferior presenta motivo de espada invertida decorada con hojas de olivo y volutas en la hoja y dos alas en la empuñadura, sobre panel; el registro superior muestra ocho motivos serpentiformes calados de reminiscencia prehispánica, que flanquean panel con representación de figura masculina de pie, viste gorra de aviador, manto terciado y porta hélice. Procede del “Monumento a los Defensores de la Frontera” o “Monumento a los Héroes de 1941”, (Años 1944-1966).

Entendemos las formalidades que viene ejerciendo el Ministerio de Cultura con respecto a este tema; sin embargo, es exigible que ellos y las demás autoridades hagan un seguimiento y monitoreo más exhaustivo, porque, tanto los vecinos de Jesús María y de Lima Metropolitana, continúan esperando un pronunciamiento oficial del alcalde de Jesús María, Jorge Luis Quintana para que explique qué pasó con las puertas de bronce y cómo es posible que hayan sido robadas a pesar de contar con cuatro cámaras alrededor del monumento, y de ser uno de los distritos más vigilados del Perú, sin ningún escrúpulo se robaron parte de la historia del Jesús María y del Perú.

Basta del silencio cómplice, alcalde Jorge Quintana.

Comentarios
Continue Reading

Cultura

René Quispe Navarro: “Lo que desecha Lima yo lo convierto en arte”

Conversamos con el talentoso artista René Quispe Navarro, quien viene participando de la muestra colectiva DNS en la galería Martín Yépez del Centro Histórico de Lima.

Published

on

René Quispe Navarro es un artista egresado de la Escuela Nacional de Bellas Artes del Perú, desde muy joven respiró de cerca el trabajo del maestro Vinatea Reinoso y las pinturas de Francisco de Goya.

Hijo de padres puneños que llegaron a Lima en busca de un futuro mejor, y como muchas otras familias se establecieron en Comas, y formaron parte del fenómeno social, que el antropólogo Matos Mar llamó “Desborde popular”.

Autorretrato de René Quispe.

Desde muy temprana edad, René Quispe fue influenciado por el ruido y el caos de una ciudad que nunca duerme. A pesar que estudió electrónica para solventar sus gastos, nunca dejó de soñar con estudiar en la histórica ENSABAP ubicada en el jirón Ancash 681, en el Centro de Lima.

En la Escuela Nacional de Bellas Artes encontró su pasión, y un nuevo mundo que le permitió conocer a otros artistas y forjar un compañerismo entre pinceles y paletas de colores.

René, actualmente viene participando de una muestra colectiva titulada DNS en la Galería Martín Yépez. Si bien su trabajo por muchos años estuvo ligado a la acuarela, su propuesta actual sorprende por el uso de materiales reciclables.  “Lo que desecha Lima yo lo convierto en arte”, nos dice mientras exploramos la superficie de sus obras: cartón, retazos de telas y pantalones que alguna vez usó.

Obra “Control integrado” técnica mista sobre cartón.

Su obra viene recorriendo diferentes galerías nacionales e internacionales, y se encuentra en colecciones privadas.  Además, viene trabajando para lo que sería su próxima muestra individual en Monumental Callao, el emblemático epicentro del arte chalaco que acoge a artistas nacionales y extranjeros.

Aquí la entrevista con el artista.

Estás participando en la muestra colectiva DNS en la galería Martín Yepes. ¿Cómo ha sido producir tu arte para una exposición luego de dos años de pandemia?

Yo le debo mucho a Lima, le debo mi residencia, Lima me ha protegido, me ha salvado, entonces hago esta propuesta como un pago, así como hacen en las regiones andinas, yo hago un pago utilizando materiales reciclables; uso la ropa, los cartones que probablemente Lima desecha, pero yo le doy otra vida.

¿Se puede decir que tienes una relación especial con la ciudad?

Claro, es por eso que, en gratitud a eso, lo que desecha Lima yo lo convierto en arte.

En esta muestra estás presentando trabajos en cartón, telas, pantalones, de alguna forma tú lo reciclas para transformarlo en arte. ¿Cómo se inició esto?

Curiosamente la inquietud que yo tengo es hacer una cosa muy distinta. En acuarela tengo una forma muy particular de pintar que se diferencia con la acuarela común. Yo hago un salto de la pintura. La intención que yo tengo es hacer algo distinto con las ropas, que muchas de ellas son mías, para convertirlo en una exposición.

Tu trabajo de acuarela es bastante buena, ¿existe algún tipo de influencia arequipeña?

Obviamente la acuarela es bien reconocida porque en Arequipa se practica mucho, pero cuando yo desarrollo mi obra lo hago de una manera muy personal, de repente mis propias investigaciones, naturalmente van saliendo cosas que ni yo mismo lo pensé y da como resultado lo que estoy haciendo ahora.

A diferencia de las acuarelas ¿qué has encontrado con la experiencia del cartón o las telas?

La pregunta es muy válida. El cartón es un elemento que no se utiliza ni pincel ni agua, por el contrario, he utilizado una cuchilla para hacer cortes tipo collage para hacer íconos ancestrales; en un principio resultaba simple la elaboración, pero el resultado final se fue convirtiendo en algo que a mí realmente me gustó.

¿Cómo surge la invitación para ser parte del colectivo en la galería Martín Yepes?

Nosotros postulamos al concurso del Instituto Británico, y nos seleccionaron, pero no llegamos a pasar la segunda fase, así que nos agrupamos Iván Alejandro Alcázar y yo. Él me invita para poder participar en el proyecto.

¿Se puede decir que te dedicas a tiempo completo al arte o te dedicas también a otras cosas?

Creo que sí me dedico al 100% aunque hay momentos en que también tengo que buscarme cómo agenciarme económicamente, pero sí, actualmente me estoy dedicando completamente al arte. Es un compromiso que tengo.

Dejaste la electrónica para dedicarte de pleno a Bellas Artes. Es una decisión muy radical.

Sí y no. Yo ya tenía una forma de vida avocada al arte, pero enfocarme de lleno al arte sí fue una decisión muy chocante. En ocasiones uno se puede arrepentir, pero en mi caso no ha sucedido eso.

Hablando de electrónica, eso se ve reflejado en tus obras con el cartón, con una especie de cortes y conductos.

Todo lo que uno pasa en la vida no es en vano, todo tiene algo que ver. Yo he estudiado electrónica y de alguna manera lo estoy empleando ahora, y mira eso está dando algo diferente. Las experiencias que uno tiene lo explayan en su obra.

El espacio cultural es bastante, por decirlo de alguna manera, ‘laborioso’. Hay una especie de carga que se tiene que arrastrar y para alguien que no es de una familia con un apellido compuesto es doble la batalla. Te apellidas Quispe y no tienes esa estela de continuidad como Tola o Szyszlo. ¿Cómo te ves de acá a unos diez años?

Yo veo las cosas con calma. Pienso que las cosas se van dando, se van desarrollando, y sí hay una doble carga como bien dices, pero no me desespero. Yo me veo, como todo el mundo que está en el arte, con un objetivo. No tengo ningún complejo, sé que es difícil para mí, pero sin embargo estoy ahí (en el arte).

¿Eso se debe tal vez a la sangre puneña que llevas en las venas?

Pienso que sí. A veces pienso que a los puneños lo ven como sencillos o humildes, pero tienen por dentro el ego muy elevado.

Víctor Humareda es todo un símbolo para Puno en el arte peruano, digamos que ha marcado un camino y veo un punto en común con tus obras.

Pienso que sí, de manera contemporánea. La vida hace eso, yo solo sigo lo que tengo que hacer.

Cuéntame sobre tus referentes.

En Perú sigo mucho a Jorge Vinatea Reinoso, me parece que fue un artista muy referencial para mí, y de alguna forma en mis obras y en mis trabajos vengo desarrollándolo. Y en el extranjero me gustan bastante las obras de Francisco de Goya; desde la escuela siempre he admirado a Goya.

Acuarela de René Quispe.

¿Qué extrañas de la Escuela Nacional de Bellas Artes?

Los momentos de compañerismo, de escuela, de ocio, del menú que siempre compartíamos, y vivía una tranquilidad, como que no tenías preocupaciones de nada.

A excepción de las tomas, entonces no había tanta tranquilidad.

Claro, las tomas eran muy recurrentes. Yo participé en dos tomas justamente cuando yo iba a terminar ya y me tocó vivirlas afuera.

Había un grupo desde afuera que se encargaba de pasar comida.

Sí, y también se pasaban información sobre sus familiares.

Para finalizar, invita a todos para que te visiten en la galería Martín Yepes y en tus redes sociales.

En Instagram me pueden seguir como René Quispe Navarro, todo junto, y les invito a la exposición que estará hasta el 30 de junio en la galería Martín Yépez, en el Centro Histórico de Lima, al costado de la Plaza San Martín.

Aquí más sobre sus obras.

Comentarios
Continue Reading

Cultura

Regresa la Feria Internacional del Libro de manera presencial

Edición número XXVI irá del 22 de julio al 7 de agosto y podrá disfrutarlo también vía online.

Published

on

Luego de dos años de pandemia regresa la Feria Internacional del Libro (FIL) en su edición número 26, y esta vez se realizará en el Parque de los Próceres, ubicado en la cuadra 17 de la avenida Salaverry, distrito de Jesús María. Esto, sin lugar a dudas, motivará a toda la familia a recobrar el hábito de la lectura, entre tantas plataformas digitales que acaparan la atención de los más pequeños de la casa.

Alrededor de 50 invitados internacionales y a Portugal como país estelar, la FIL en esta ocasión estará cargado de más de 600 actividades culturales, en las que se podrán disfrutar presentaciones de libros, presentaciones teatrales, conciertos, y muchas otras exposiciones artísticas.

Organizar la FIL Lima 2022 de forma presencial, sin embargo, trae ciertas condiciones en tiempos de pandemia. Según comentó Willy del Pozo, presidente de la Cámara Peruana del Libro (CPL) para RPP, este año habrá un límite en el aforo, mientras que el espacio “se verá reducido a un 50% respecto de los 200 expositores” que había en 2019. “Estamos bordeando los 130”, señaló. En cuanto a los auditorios, estos serán solo cinco, y habrá más de 160 stands de libros.

El presidente de la CPL afirmó que habrá “una mixtura” entre actividades presenciales y virtuales en la FIL Lima 2022. “No pensamos solo en la transmisión en vivo, sino vemos la posibilidad de una interconexión entre los invitados extranjeros y nacionales a través de una presencialidad”, sostuvo. Asimismo, se mantendrán las compras de entradas y libros vía web.

De acuerdo con Willy del Pozo, el regreso presencial de la FIL Lima se debe también al buen precedente que marcaron las cinco ferias del libro presenciales de 2021, como la del Bicentenario, Ricardo Palma, y las distritales que se hicieron en MagdalenaMiraflores y San Miguel. “Hicimos esos flujos de pequeñas ferias, fuimos in crescendo”, sostuvo.

Sin embargo, al estimar las cifras de asistencia de este año, Del Pozo señaló en primer lugar que la FIL Guadalajara, un referente en la región, tuvo gran afluencia este año, aunque menor en comparación a otras ediciones. Por eso, dijo con cautela: “Pongamos como cuota límite lo que alcanzamos en asistencia en la FIL Lima 2019”. Es decir, casi 587 mil personas.

Portugal, invitado de honor

Portugal será el país invitado de honor a la edición de este año, nación que contará con un ‘stand’ especial en el recinto ferial donde el público podrá conocer más sobre la patria de grandes literatos como Fernando Pessoa y Luís de Camões.

Como parte del evento, una delegación de doce invitados acudirá a la FIL Lima 2022, entre los que destacan el novelista y poeta José Luís Peixoto, autor de “Nadie nos mira”; la educadora, editora y escritora de libros infantiles Adélia Carvalho; y el escritor, músico y cineasta Afonso Cruz, entre otros.

El dato:

La feria abrirá desde las 11 de la mañana hasta las diez de la noche, durante sus fechas de atención. La venta de las entradas se podrá realizar por medio de Atrápalo (vía online) y en boletería, de manera directa.

Comentarios
Continue Reading

Cultura

Fer Reyna alista nuevo disco y se lanza como productor [VIDEO]

Cantautor peruano regresó de España donde se capacitó como productor musical para lanzar su nuevo disco “Gravedad Cero”.

Published

on

Considerado como uno de los artistas revelación de la escena musical peruana de los últimos tiempos, el cantautor nacional Fer Reyna anuncia el lanzamiento de su nuevo disco “Gravedad Cero” con temas que lo consolidan en el género latin urbano y en la balada pop. Y como un adelanto de lo que traerá su nueva producción, Fer Reyna se presentará este 7 de julio en el local Rock and Pez (Miraflores) con más de una sorpresa.

“Este nuevo disco nace en momentos de mucha turbulencia y opresión debido a la pandemia. El estar distanciado de los escenarios por mucho tiempo parece una fuerza abrumadora. Por eso la única fuerza para contrarrestar esa situación la volqué al hacer música y producir este nuevo disco que es mi respuesta ante esa bola de nieve que nos ha tocado vivir en estos últimos años. Este álbum es la fuerza que uso para contrarrestar todo este caos”, afirma Fer Reyna sobre su retorno a los escenarios.

Fer Reyna es un músico versátil que no solo compone sus temas, sino que también toca la guitarra, el ukelele, el bajo, el piano y la batería, lo que le permite realizar sus propias producciones musicales. Precisamente, el joven intérprete acaba de retornar de España donde se estuvo capacitando como productor musical para producir a otros artistas.

Actualmente, el single ‘Cantaré y Bailaré’, con una melodía y letras positivas, se escucha en diversas emisoras del país. “Cantaré y Bailaré es un tema que desborda la energía que he venido conteniendo todo este tiempo. Amo producir mis propios temas, voy desafiándome en cada paso y me encanta el resultado”, dijo el joven músico que alista el lanzamiento de su nuevo disco “Gravedad Cero” para octubre y evalúa realizar presentaciones en México.

Fer Reyna es conocido en el medio musical por su primer disco “Estoy aquí”, que lanzó años atrás con muy buena recepción y tuvo colaboraciones de cantantes conocidos como Luis Fonsi y Noel Schajris. Por ello, para esta nueva producción, el intérprete nacional no descarta convocar a otras figuras de la música para grabar a dúo.

Comentarios
Continue Reading

Cultura

¿El robo del bronce? una historia de película en Jesús María

Cuatro puertas de bronce con un peso de casi media tonelada desaparecieron del Monumento Histórico del Campo de Marte. Han pasado dos semanas desde la denuncia de los vecinos de Jesús María pero el alcalde Jorge Quintana se mantiene en silencio de lo que podría ser uno de los más grandes robos de nuestra historia.

Published

on

El Monumento a los Héroes del 41 se construyó en 1944 en el Campo de Marte de Jesús María y se terminó en la década del 60. Desde ese momento, este patrimonio arquitectónico era custodiado y mantenido por el Ejército Peruano; sin embargo, actualmente las 4 puertas de bronce que lo integran han desaparecido ¿Acaso fue un robo sistemático?

El pasado 08 de junio los vecinos de Jesús María alertaron sobre la desaparición de las piezas de bronce, y que forman parte del elemento escultórico principal realizado por el eminente escultor peruano Artemio Ocaña.

En el registro fotográfico de los vecinos se puede observar que las puertas ya no permanecen en el monumento. Prácticamente, ya no reposan en el lugar que les fue asignado desde el año 1944; es decir, hace más de 78 años.

Pero, lo más sorprendente, es que La Municipalidad de Jesús María no ha emitido ningún comunicado o pronunciamiento que indiquen qué sucedió con estos elementos que conforman el monumento a los caídos del 41.  

Ante la indiferencia, las vecinas de Jesús María, Sandra Roca y Esther Fernández hicieron las denuncias, ante la Municipalidad de Jesús María, la Comisaría de Jesús María, la División de Investigación de Delitos Contra el Patrimonio Cultural DIRPOFIS – PNP, el Ministerio de Defensa, el Ministerio de Cultura y el Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas y la Comandancia General del Ejército.

Una de las denunciantes afirmó que remitieron un oficio adjuntando 200 firmas y que hasta el momento no tienen una sola respuesta del alcalde, ante los gravísimos hechos en contra del patrimonio de la nación y de nuestra historia.

Lima Gris intentó comunicarse con la gerente de Comunicaciones de la Municipalidad de Jesús María, para que nos den una explicación sobre este grave hecho, pero no obtuvimos respuesta.

Según nuestras fuentes, el ministro de Cultura Alejandro Salas ya tiene conocimiento de esta denuncia, así como la congresista Martha Moyano y también estamos a la espera del pronunciamiento del Presidente de la Comisión de Cultura del Congreso, el parlamentario Alex Flores.

Cabe indicar que hace dos días durante la sesión de Concejo Municipal Jesusmariano, algunos regidores abordaron el tema de la “desaparición” de las puertas, dado que, a la fecha, no existe un pronunciamiento oficial del alcalde Jorge Quintana y de sus funcionarios, habiendo transcurrido 15 días desde que se hizo público. 

Nuestra fuente también nos indicó que el Gerente de Seguridad Ciudadana Jorge Valenzuela al ser consultado por el hecho y la ubicación de las cuatro puertas de bronce, respondió a través de WhatsApp a una vecina: “que estaba de vacaciones” y que cualquier cosa, coordinaran con el Mayor Velarde; pero cuando otra vecina le consultó al mayor Velarde, este subgerente de Serenazgo que está obligado por ley a darle explicaciones a los administrados, simplemente evitó responder. 

A pesar de haber pedido información oficial a través de trámite documentario de la MDJM, adjuntando doscientas firmas de vecinos, el alcalde Jorge Quintana sigue sin responder, a lo que está obligado por la ley.

Es imposible que nadie se haya dado cuenta del robo de cuatro puertas de 120 kg. cada una y 2.10 m. de alto.

Al observar las fotografías, vemos clara evidencia que los anclajes fueron cortados con alguna herramienta eléctrica ¿De dónde obtuvieron energía eléctrica para cortar los anclajes? ¿Acaso se trata de personas que conocen perfectamente el lugar y sus accesos?

Lo grave de todo esto es el irrespetuoso silencio de las autoridades que hasta ahora no salen al frente para asumir sus responsabilidades, sobre todo si leemos el artículo 20º de la LOM que señala en su inciso 1 que una de las principales atribuciones del alcalde es defender y cautelar los derechos e intereses de los vecinos.

¿Acaso el patrimonio cultural arquitectónico no tiene valor para las autoridades?

Finalmente, lo que queda claro es que los vecinos Jesusmarianos no descansarán hasta descubrir quiénes fueron los autores del “robo del bronce”.

Hoy por la mañana, el Ministerio de Cultura mediante un comunicado señaló que han solicitado la visualización de las cámaras de vigilancia del Campo de Marte. Además, mencionaron que la investigación acarreará las acciones administrativas y penales correspondientes.

Aquí el reportaje con todos los detalles sobre la desaparición de las cuatro puertas de bronce del histórico monumento del Campo de Marte.

Comentarios
Continue Reading

Cine

La diosa Killa se hace carne

Entrevista con César Galindo, el productor y director de cine nos da un alcance de la nueva producción cinematográfica “Killaq Wawan”, protagonizada por Magaly Solier.

Published

on

Durante el siglo XVII, se ejecutó  en lo que fuera el virreinato del Perú, una de las campañas más violentas y aniquiladoras de nuestra historia, pues en aquella etapa que comprende desde 1609 hasta 1626 fueron destruidas infinidad de huacas, apachetas, mallquis y todo signo que representara la fe de los hombres del Tahuantinsuyo para sustituirlos con las creencias católicas. Francisco de Ávila, Gonzalo de Ocampo y el arzobispo Pedro de Villagómez, fueron los doctrineros encargados de lo que se conoció como  “extirpación de idolatrías”.

La estrategia destructiva, surgió como respuesta a uno de los movimientos más significativos e intensos aparecidos para preservar la cultura ancestral. “La enfermedad del canto” o TAKI UNQUY (en quechua ayacuchano) o Taqui Onqoy, tal como llegó hasta nosotros desde que surgió hacia 1564 en la sierra central (Ayacucho y Apurímac). Vinculado a antiguas raíces andinas  propiciaba el abandono de todo tipo de creencias y costumbres traídas por los hispanos. Paralelamente apareció el mito de Inkarrí, después de la ejecución de Felipe Túpac Amaru, el 24 de septiembre de1572 que anunciaba el retorno del Inka cuando se uniesen sus partes repartidas por los cuatro suyus.

Habla el cineasta

César Galindo, es un cineasta comprometido con la cultura autóctona y de ahí que en sus producciones, recoja siempre elementos nativos. Esta vocación le viene por sus orígenes pues de niño vivió en el caserío de Molle Pucro  (Puquio, Ayacucho) y en su alma continúan retratadas las costumbres tradicionales de su pueblo como el techado de las casas, los carnavales, la marcación del ganado, los bailes de los danzantes de tijeras.

César Galindo, cineasta.

Ese rico bagaje, se trasuntó en documentales como “Nuqa”,”Yaku”,”Cinco minutos por los muertos de América” y el largo metraje” Willaq Pirqa”. Pero será siempre una de sus grandes inquietudes, descifrar lo que llama “el quipu emocional” ese ente incógnito que hirió su infancia y trata de descifrarlo a través del violín del maestro Andrés” Chimango” Lares, siguiendo la ruta del escritor José María Arguedas y quizá también con el cine.

Killapa Wawan

Dicen que en la danza se expresan emociones y sentimientos que relucen a través de los movimientos. Pero también, que estos evocan creencias y mitos que solo es posible sacarlos a luz,  tal como ocurre con un baile que más pareciera un rito: la danza de tijeras.

Al respecto César Galindo, nacido en Lima, pero criado en Puquio, nos dice que esta nueva producción “persigue buscar la expresión de  voces de una de las regiones del Perú”. El cineasta elude utilizar el castellano y la cruz en sus películas.

El argumento de “Killapa Wawan” (Hija de la Luna) rescata una versión del mito, que se expresa en la danza de tijeras y ha sido adaptada por la creatividad del cineasta. Killari (Luz de Luna) es una adolescente de 15 años y ha sido criada por su madre Agucha, quién no llegó a decirle a Pacha phuyu que iba a ser padre y siente pena por eso. El abuelo Remigio, el otro miembro de la familia, llora la muerte de su hijo Pacha quien fue vencido por Lucifer en una contienda a través de la danza de tijeras.

La trama transcurre en las afueras de Ayacucho, en el caserío de Razuhuillca cercana a los 4,000 mts de altura y muestra cómo la bella Killari, es escogida por los Apus para enfrentarse al Enemigo, cuando iba a recoger leña en Pusapaqcha (cataratas). Una designación muy singular pues los danzantes desde antiguo solamente fueron varones. Con este cambio, nuestro cineasta nos habla sobre la equidad de géneros que  se dio en el mundo andino.

Creemos que esta nueva producción se suma a los grandes largo metrajes de esta índole como “Extirpador de Idolatrías”,”Retablo”,”Wiñaypacha”,”Laulico” y la iniciadora de este valioso género, “Kukuli”.

Actriz peruana Magaly Solier.

La Ficha Técnica de Killapa Wawan ( con diálogos en quechua ) reúne los nombres de César Galindo como productor, director y guionista. Productor Ejecutivo, Paulo Puerta, Director de fotografía, Juan Durán, ingeniero de sonido, Juan Acevedo.Entre los actores principales están: Carolina Luján, Magali Solier, Chimango Lares. Idioma: Quechua.

Lima Gris, conversó con este excelente productor y director de cine para que nos de un alcance de la nueva producción cinematográfica “Killaq Wawan”.

Esta nueva producción se fue realizando en varias etapas, pues ya antes de la epidemia me hablaste de la película. ¿Fue difícil retomarla y sobre todo volver a convocar a los actores?

Efectivamente debió de filmarse un año antes, pero por la epidemia, me vi obligado a suspenderla un año. Esto me permitido definir  a los actores y conocerlos mejor. No debemos de olvidar, que hay muy pocos actores quechua hablantes y encontrarlos, es tarea de los que apostamos por uno de los idiomas oficiales de mi país.

El detrás de cámara de la película “Killaq Wawan”.

Aparte de tu preocupación por la preservación del quechua y anhelo de que sea el segundo idioma oficial del Perú, entiendo que quieres proyectar la visión andina que tuvo el escritor y antropólogo José María Arguedas. ¿Es posible seguir rescatando esos mitos y leyendas, cuando la globalización tiende a erradicarlas y reemplazarlas con creencias y costumbres ajenas a nuestra identidad?

Creo que es posible y se debe rescatar nuestros mitos y leyendas, que forman parte de nuestra identidad. En el mundo como una reacción a la globalización, también se ha producido una suerte de autoafirmación, de nuestras propias culturas, que muestran que no somos una sola masa cultural, sino la suma de muchas, que forman parte de nuestra riqueza ancestral.

¿La comunidad de Matará apoyó la realización de esta nueva producción?

Las comunidades que se nombran en la película y que inspiraron a la historia se encuentran en realidad en otro lugar. Pero sí hubo una colaboración de los ayllus locales, pues participaron en algunas escenas colectivas.

¿Cuánto de auténtico y cuánto de creación propia tiene este argumento? ¿Copia alguna leyenda quizá? 

El argumento recoge vivencias personales de mi infancia en Puquio y el mito del “ niño danzaq ”, el cual lo amplio y lo hago parte de la historia, dentro de una trama construida como una tragedia andina, teniendo como testigos a nuestras montañas, nuestros cóndores, nuestros Apus. 

Fotograma de la película “Killaq Waean”.

La tradición impone que los danzantes de tijeras sean solamente varones, sin embargo se está imponiendo cada vez más la participación de la mujer. ¿Cómo interpretas este fenómeno?

Creo que es importante, mostrar que los seres humanos, indistintamente de nuestro sexo, tenemos los mismos derechos y posibilidades, aun si esto suena a un “cliché teórico”, debemos de insistir hasta convencernos que es cierto.

¿En qué fase se encuentra la producción de “Killaq Wawan? ¿Para cuándo  está previsto su estreno y dónde?

El rodaje se terminó el último día de mayo, el material ya está sincronizado y en etapa de edición. Sin pecar de optimismo espero que “Killaq Wawan” salga a la luz, antes de fin de año.

Comentarios
Continue Reading

Cultura

Revolución Caliente de Rodolfo Ybarra: el aullido permanente

Published

on

Por Miguel Blásica

“El amor es una rata de desagüe”

                                                                                                              mirando la explosión…pág. 522

Resulta interesante observar la forma que puede tomar la novela contemporánea cuya propuesta narrativa de partida logra afianzar una temática inicial, pero que luego ve superada con creces la predeterminación inicial de su autor. La complejidad en la articulación de sucesos que rodean una determinada realidad que toma a la megapolis como telón de fondo, se apodera del timón de la trama con la fuerza de un oleaje que desarma el rumbo previsto de la nave, y se traga de un bocado las probables expectativas de los acontecimientos previstos.

Es así que el vértigo del caleidoscopio en el que se convierte una realidad como la peruana en los últimos treinta años, precipita al autor a un archipiélago, a islas en emergencia de conexión, a una miscelánea obligada, tal vez porque comprende, reconociendo en la conclusión de la travesía, que el anhelo de capturar el pathos de un momento y lugar histórico termina devorando a sus personajes, conduciendo la pluma hacia un torrente de apuntes, reflexiones poéticas y cuestionantes filosóficas desde las entrañas de sus criaturas cuyos dramas vivenciales  se han desmenuzado ante la fantástica y lisérgica brutalidad de lo real.

Considero que Rodolfo Ybarra ha trazado ese recorrido en la novela “Revolución Caliente” (Grupo Editorial Arteidea. Lima. 2020) y ha sido una ardua tarea recuperar una serie de hechos que han zarandeado este país, pensarlas y cuestionarlas desde la acidez y desparpajo que es el sello característico del autor en sus escritos, hechos y situaciones en el Perú en el lapso del tiempo mencionado y que han transformado violentamente su faz, paradójicamente, para que nada cambie.

La realidad peruana, ese “corral de chanchos” a la que alude continuamente Ybarra, resulta solo un esperpéntico telón de fondo que captura lo esencial: el costurón de la piel vuelta cicatriz, los muñones sangrantes luego de la guerra permanente, la supervivencia al lado del deseo de encontrar algo por el que valga la pena morir entre rumas de desperdicios. Revolución Caliente nos habla del idealismo, pero también de un profundo desencanto, la frustración y la rabia, una rabia clavada a fuego ante una trasformación social justa, ante un proyecto de país que nunca llegó y que adquirió una visión reiteradamente liminal, contrahecha, cíclica y funesta.

 La propuesta del autor apunta a una relevancia mayor, superando una mera atmósfera gore presente en anteriores trabajos. Se atreve a abordar una especie de suma novela que integre lo que ha sido la experiencia dolorosa y vívida de la sociedad peruana. Considero que la novela es una obra patética, no uso aquí el término en sentido peyorativo sino en cuanto al humor sardónico e incluso cruento.

 La obra entronca en el estado de ánimo de una generación desde los heroísmos personales de sus personajes frente al arrasamiento y la aniquilación de la esperanza que instala en Lima una cultura permanente de atrofia e inercia, resignación y parodia, estupidez y abulia, tan sólo nos queda el vuelo de faetón que termina hecho añicos en el cruce de las avenidas Wilson y La Colmena en la búsqueda del último trago en la decadencia de una larga noche.

En el primer bloque de la novela Ybarra es firme en el trazado argumental, en un primer momento, al presentarnos al grupo anarquista La Alcantarilla integrada por un grupo de iconoclastas y marginales que han hecho de su colectivo una suerte de collera subte, un grupo de exiliados que posteriormente y como correlato a sus ideas y en asunción de una praxis política que materialice sus ansias de un mundo diferente, se pliegan a Anarquímedes, una suerte de gurú o líder mesiánico (cuya figura es imposible de desligar de Abimael Guzmán Reynoso) y cuyo carácter de primacía de pensamiento generará una decidida adhesión militante a pesar de que forma parte de la facción que se presenta como tercera opción, distante y con propósitos propios que guardan similitud y que en algunos aspectos, desde su anarquismo militante, se desligan de la intolerancia ideológica de los rojos y los negros, clara alusión al PCP Sendero Luminoso y al MRTA respectivamente.

En ese sentido Ybarra parte de un soporte narrativo fijo, bajo el cual constituirá hechos que pueden ser complementarios al entronque principal presente en el colectivo que agrupa a sus personajes; pero luego, son los hechos periféricos, deshilvanados, poéticos, presentes en las reseñas personales, vivenciales, y de angustia de los personajes, las características del entorno violento y distópico, los que toman las riendas de la narración; allí están presentes las drogas para volver dócil a la violencia, el desenfreno copulatorio frente a la pesadilla de la hipocresía y el cretinismo social, cuadros de miseria y tugurización, denigración y desamparo.

A ello se opone la organización, el ideario y las acciones terroristas como única salida posible de cambio desde una verticalidad de pensamiento y obra como pasos necesarios, una salida que implica convertirse en kamikazes intentando llevarse a la tumba a la mayor cantidad de gente posible, las recetas para preparar explosivos como quien prepara galletas. Vemos así que la miscelánea se apodera de la narración en una especie de curso natural y terminan devorando las expectativas en los hechos de algunos personajes, por ejemplo, no llegamos a saber qué sucede con la acción suicida que el Partido Anarquista le encarga a La Caballo en relación a seducir a “Mantequilla” (fascistoide y depravado personaje, evidente alter ego de Agustín Mantilla, uno de los criminales apristas de la masacre de El Frontón. Capítulo 97. Capítulo: Una misión para BB “La Caballo”. Pg. 273).

En su enfoque del contexto de un período que, como señalé, abarca los últimos 30 años, la novela apela a la ucronía, deforma intencionalmente una realidad de por si monstruosa, aberrante y paroxística, apelando también a la sátira desencantada, corrosiva y amarga. Ybarra sabe bien que no hay salida y creo que ello predeterminará la inconclusión de su propuesta en la trama que se plantea, por ello, en su proyecto de novela histórica, le resulta necesaria una vasta documentación variada que acompañe y de sustento al desequibrio de la realidad enfocada en la narración. Le ayuda también su reconocimiento de la factura periodística.

RC es una novela generacional donde la generación X se ve representada no sólo en cuanto a la vivencia y el sentido creativo, a la expectativa y la sensibilidad que a su vez dirigía la esperanza en la juventud de los protagonistas, sino también enmarca su relación con el sentimiento de una generación que creció entre el rocanrol, las drogas, la poesía y la solidaridad como una flor flotando entre la descomunal inmundicia acuosa de la realidad, el amor del Resinoso (alter ego de Ybarra) por Monick, la musa que le da a la novela ese sentido de amor escondido entre las entrañas, la rabia y la furia a flor de piel. El autor ensaya aquí esa vena poética que ha desplegado en otras creaciones, ello matiza el panorama siniestro que no amaina y que resulta en el transcurso de sus páginas un ritmo trepidante y luctuoso que el autor desnuda sin tapujos.

La novela de Ybarra es el probable grito de la clasemediera Generación X a la cual también pertenezco. Un aullido dirigido hacia los adentros, una generación silenciosa en la imposibilidad de una gesta mayor, golpeada y casi en la lona, pero a su vez rica y creativa en manifestaciones que al paso de los años empiezan a ser reconocidas. La novela nos acerca sin cortapisas y con absoluta sinceridad a mirar ese abismo que nos circunda, que nos respira en la cara. Un abismo de horror que increpa nuestro paso convertido en el taedium vitae generacional, en una cotidianeidad convertida en pátina y que ha visto hasta el hartazgo como cambiaron las cosas para que en el fondo todo siga igual.

Comentarios
Continue Reading
Advertisement

LIMA GRIS TV

LIMA GRIS RADIO

PRNEWS

PARTNER

CONTACTO

Síguenos en Twitter


LIMA GRIS RADIO

Trending