Connect with us

Actualidad

Viaje al fondo de la locura

Published

on

Una crónica de Eloy Jáuregui

1.

Y decía. Caminé por la Av. Del Ejército. Chompa vieja sin camisa, pantalón de trapeador, zapatillas en la última lona. Jorobado en extremo, tomado de mis propias manos, el pelo hirsuto de mi barba rala y un terror de cojones para el jabón y el agua. Despacio, arrastrando los pies, llegué hasta la puerta principal, gané la gran alameda central empedrada y un brazo me cogió por el hombro. «Oye, tus papeles», dijo una voz con «fotocheck». Yo entregué la copia de mi electoral y me señalaron una vieja edificación sobre el corredor de la derecha. Eran los consultorios externos, el lobby del infierno, hasta ahí llegue con mi muerte a plazos y mi perplejidad.

Era una mañana de agosto y yo con toda la apariencia del loco había ganado la calle. Como otros tantos de cientos de enfermos mentales que deambulan por las calles de Lima. Ya, disfrazado y temprano estaba a la buena de Dios. El manicomio me serviría para escribir una crónica que obligaría a las autoridades una semana más tarde a declarar en emergencia el hospital. Tres días estuve internado –al final contra mi voluntad– y conviví en los linderos de la tolerancia más curtida. Al final, valió la pena, la cordura no era mi fuerte pero con ella, descubrí que la vida sí se puede soportar sólo con ella, aunque de forma infrahumana.

En aquel tiempo y mientras me preguntaba si el Perú era un país depresivo, ponía en mis labios aquello que pregonaba el Dr. Baltasar Caravedo respecto al por qué los pobladores de Monsefú, hasta 1910, seguían guardando luto por la muerte de Atahualpa. El Perú de Alan García no había cambiado mucho en relación a este aserto. El luto depresivo seguía entre nosotros tanto como la pena. Audaz me profundicé en el tema y llegué a la conclusión que, aunque cueste creerlo, existía una enfermedad original peruana: la neurosis depresiva.

Justo en esos años ocurrió un suceso que colocó a la salud mental del país en alerta roja. En el hospital Larco Herrera, la huelga indefinida de paramédicos, la falta de alimentación y medicinas, habían provocado en menos de una semana nueve muertos y la tragedia se sumaba a la falta de recursos en el Ministerio de Salud que colocó a los enfermos en el peldaño más bajo de la condición humana. Yo era un pichón de cronista y veía cada día como mis solicitudes para ingresar al más grandes hospital de enfermos mentales de Lima eran rechazadas sin ninguna explicación. Así no tuve otra solución.

larco 1
Foto. Caretas

2.

¿Doctor Fernández o doctor Díaz?, me preguntó una mujer de mandil blanco, herméticamente blanco y en desgracia. «No sé, vengo por primera vez, soy borracho y quiero matar a mi padre», dije. El que oficiaba de huachimán y enfermero y que también era interno, me miró con satisfacción, «uno más», pensó. Pagué con unas monedas por la consulta en la ventanilla del fondo del pasillo y recibí a cambio un ticket mimeografiado y ciento de mirada ágrafas. Salí del pabellón e ingresé a la otra vida. Al fin, ya tenía el pasaporte para conocer las tinieblas del horror y apenas eran las ocho y cuarto de la mañana. Cierto, sudaba como un descosido.

«Hígado», «molleja», «apanado», «lentejas», estaba escrito en una pizarra del primer restaurante frente al pabellón de la administración. Un hombre fumaba en una de las mesas y leía una revista evangelista. «Un café por favor», le pedí al mozo de mirada extraviada. Él me observó receloso, «No hay agua hervida», me contestó. Ahora estaba sentado en una banca de madera frente al pabellón 16. Del último fondo, y escapándose por una ventana semitapiada, se escapaban unos gritos desgarradores: «Mamaaá, mamaaá, mamaaá…».

Un guardia republicano vigilaba la entrada del oscuro edificio que fungía de pabellón para terroristas. De pronto, un pedazo de concolón de arroz fue arrojado en la vereda, debajo de mi banca a la hora de del almuerzo, a la hora de la ‘paila’. Un tipo de abrigo seboso y zapatillas rotas se acercó para recogerlo. Lo tomó y fue a sentarse en la banca del lado. Luego comenzó a comer lentamente olvidándose del mundo. Más allá, unos internos sudaban y cargaban grandes ollas en sendas carretillas. «Estofado. Pab. 12», Estaba escrito en uno de ellas. Dos hombres de baja estatura buscaban en los desperdicios algo para comer y se llenan la boca sin escrúpulos y en verdadera competencia que uno había visto en una disputa de cerdos.

larco 2
Foto: Ana Castañeda.

3.

Al mediodía un médico distraído apuntó mi perfil síquico sobre un escritorio a punto de desplomarse. Escuchó mis males con bostezos. Se fastidió cuando le conté de mis obsesiones sexuales. Se entusiasmó cuando le dije que quería atentar contra la vida de mi padre. Se desilusionó cuando le confié que tenía temor a las sombras. Me extendió una receta al tiempo que escribía una orden para mi internamiento. Me dijo me iba a ver al día siguiente y me asignó un enfermero que nunca llegó. Por la tarde un anciano elegante de traje y sin zapatos y que miraba en lontananza el horizonte, me dijo que en su pabellón había dos colchones. Esa noche me quedé dormido tarde. Afuera se oían aullidos, almas en pena, la desesperanza más sobrecogedora.

Lo que tenía que ocurrir había ocurrido. Un empleado me reconoció al día siguiente. ¿Qué haces, loco?, me dijo. Le intenté explicar que estaba en misión secreta, ahí fingiendo, pegándola de demente. Que había llegado a escribir una crónica urgente, que en mi casa no sabían nada. No me creó, ni lo de la crónica ni que me esté haciendo el loco. Además, todos dicen lo mismo, me dijo. Que no están locos. Luego se extendió que un supuesto viaje a la selva de las sirenas azules. Que dónde estaba el cometa que se clavó en la luna. Que ayer han cazado una ardilla de metal. Yo lo arrastré debajo de unos árboles y al final lo convencí. Él me seguía observando desconfiado. Luego, dudando me fue enseñando las zonas secretas del hospital, la cocina desierta, la lavandería abandonada, la ropa asquerosa que forman cerros frente a tres trabajadoras de mandil incierto. Había otras máquinas, todas oxidadas e inservibles que no sé para qué. Llegamos al almacén, el amplio salón de farmacia apenas mostraba unas charolas y cinco o seis cajas de unas ampollas amarilla. Más allá, un enjambre de empleados y secretarias escriben a máquina, estampaban sellos, escuchaban Radio Mar, todos me observaron recelosos.

larco 3
Foto:  David Vexelman F.

4.

En 1987, la huelga de los trabajadores duró 56 días. Se exigía incrementar el presupuesto del sector Salud del 5 al 7.5 por ciento. La huelga se rompió y los problemas continuaron. A groso modo, en estos tiempos el hospital alberga a 1,570 trabajadores y sólo existen 1,100 camas para 5,000 enfermos. Un técnico administrativo, por ejemplo, con 28 años de servicios, gana un poco más del sueldo mínimo y le duele en el alma. El Hospital Larco Herrera tiene un apéndice en Barranca donde dicen que trasladan a los enfermos en recuperación. Falso, a eso lugar llegan los irreversibles. De ahí jamás regresarán, además, la familia ya los dio por muertos. Ahí también van a parar los empleados «conflictivos».

De aquellos días algo ocurrió en el pabellón 7, exclusivo para mujeres y que es severamente vigilado. Un policía violó a una paciente. La dirección les abrió un proceso disciplinario a dos trabajadoras supuestamente por complicidad. No obstante, el guardia continúo trabajando, nunca se investigó cómo ingresó en la noche y cómo consumó el delito. Su comando lo relevó y guardó un silencio absoluto. Casos como éste son frecuentes porque uno de los grandes problemas del hospital es que delincuentes y drogadictos pueden ingresar por las paredes en la noche y hasta venderles PBC a los internos que tiene algo de dinero porque todavía reciben visita.

Ese año de 1985 se implementaron los puestos de confianza, aumentó la burocracia y se suprimió la alimentación para los empleados asistentes. Según los delegados del sindicato, el director Aurelio Medina Gavidia había convertido el hospital en una guarida de la Juventud Aprista. «Esto está lleno de búfalos», me contaba uno que le decían «Tato», mientras tomaba un té en uno de los quioscos que está frente al pabellón donde se encuentra la capellanía. «Ahora se roban los teléfonos, las bombas de agua y hasta los focos». Pagó y se marchó.

El presupuesto del hospital tenía varias partidas. La 02-00 destinada a bienes y que básicamente era la de alimentos y medicinas se había reducido a la mitad. El noventa por ciento de este dinero que estaba destinado a alimentación y el restante para medicinas ya no alcanzaba. «El Ministerio de Economía y Finanzas es el gran culpable», me explicaba despacito una mujer de edad enmandilada y que no me quiso decir cómo se llama. Y con el drama en la barriga remató: «soy del nivel C y mi sueldo no alcanza a fin de mes».

En la Dirección de Salud Mental del Ministerio de Salud, no existía estadísticas sobre los enfermos que se atienden en todo el país y cualquier cifra que se maneje pertenece a iniciativa de algún psiquiatra particular. Sin embargo, investigaciones realizadas por estudiantes universitarios de psiquiatría, arrojan un número cada vez más alarmante. Por ejemplo, hasta ese año existía oficialmente en el país 105 mil psicóticos, 280 mil neuróticos, 355 mil epilépticos, 700 mil deficientes mentales, 500 mil jóvenes con desarreglos en conducta escolar y 450 mil alcohólicos. Nunca se ha realizado estadísticas sobre el fármaco-dependiente y drogadictos pero según algunos especialistas, la proliferación es verdaderamente epidémica.

Otra cifra terrible es aquella que habla de que el 20 por ciento de los recién nacidos en el país, muestran el trauma por alumbramiento, ya que el 70 por ciento de estos niños nacen sin atención médica. De estos nuevos peruanos, la mitad fallece antes de cumplir los cuatro años. Los niños que “sobreviven”, están expuestos a un sinnúmero de enfermedades infecto-contagiosas que tarde o temprano provocarán lesiones en el sistema nervioso. Así de simple.

larco 4
Enrique Sánchez Torres es técnico de enfermería y trabaja en el hospital Víctor Larco Herrera.

5.

El desayuno se sirve religiosamente a las siete de la mañana. Aquel jueves fui testigo de un porongo de quáker y algunos panes. En el almuerzo de las 11 y 30 sirvieron un caldo realmente abominable con algunos pedazos de zanahoria y que le dicen «sopa». De segundo eligieron trigo con arroz, mismo barro, y a las 6 de la tarde la cena fue el mismo arroz y una mazamorra sin nombre que, lo juro, me hizo vomitar. La paila no llega a todos los pabellones y los pacientes crónicos, francamente gritan de hambre.

El pabellón para niños ofrece una visión miserable. Ahí están encerradas 26 criaturas con escasos rasgos humanos. «A los niños apenas les llega una sopita y casi nunca pan», me explica una asistente y agrega: «Nosotros tenemos que prepararles unas tortillas con los huevos que nos dejan algunos familiares». Es cierto, los empleados observan de manera impotente tamaña miseria. Si no fuera por algunas donaciones, los muertos se multiplicarían. El Dr. Orlando Puliti funge de asesor legal. Me acerco, curioso, quiero hacerle algunas preguntas. «No jodas, está muy ocupado», me responde un sujeto sombrío desde el altillo de su oficina.

Por falta de alimento y de calorías los pacientes adquieren otras enfermedades amen de la caquexia y la pelagra. Los nueve muertos conocidos no fallecieron de locura, murieron por desnutrición, así consta en la denuncia fiscal y no como dice el ministro de Salud, Dr. Luis Pinillos, por culpa de la huelga de trabajadores. El personal profesional, llámese médicos, enfermeras y técnicos, trabajaron normalmente durante los días de la huelga del sector. Mentía el ministro –para variar–cuando hablaba de desatención.

Es verdad, tampoco se utiliza «la camisa de fuerza» porque todas están inservibles y el electroshock está suspendido por falta de fluido eléctrico. Entonces se recetaba a todo pasto el fármaco Largactil, un sedante que cuesta un ojo de la cara en las farmacias de la calle y que en la botica del hospital simplemente no existe por más que se luce una propaganda con la caja de 30 comprimidos. Esta sustancia química reemplaza al terrible «baño de ahogo» y a los manguerazos de agua helada.

Foto: Agencia Andina.

6.

Casi ningún paciente se medica. Por eso, para los propios empleados asistenciales es un riesgo ingresar, por ejemplo, al pabellón 4, el de los enfermos crónicos, donde el clima de violencia es inenarrable. En ese tenebroso edificio, donde se escuchan los gritos más lastimeros del mundo, en la actualidad hay 6 pacientes condenados a muerte. Desabastecidos, sin alimentación adecuada, sin ningún tipo de seguridad y con tres focos solamente alumbrando la ciudadela en la noche, el Larco Herrera era el lugar más dantesco del planeta.

Hoy que se han multiplicado los suicidios y como afirma el psiquiatra Javier Mariátegui: «La miseria ayuda a la gestación y proliferación de las neurosis y depresión. El Dr. César Rodríguez Rabanal dice casi resignado: «Al hospital llegan los perdedores de la sociedad».

Ser pobre es suficiente pero padecer de un trastorno mental ya es la miseria misma. En el país existe una gran verdad que dice a media voz. La familia es la principal productora de las enfermedades mentales. Suena terrible, súmese a este drama el asedio socialmente establecido y la pérdida general del status económico, así encontraremos las claves de este país enfermo. ¡Entonces, señor ministro de salud, cuándo la salud estuvo más enferma!

La noche cae en el Larco Herrera, ya no tengo cigarros. Han pasado tantos años. Está crónica quería seguir los pasos de una investigación que realizara José María Salcedo. No sé si logré mi propósito. Entonces, alguien toca un silbato, otro da órdenes a unos tigres inexistentes y alguien canta la canción más triste del planeta. En la oscuridad de la vieja casa hacienda muchos recuerdan entre brumas haber sido felices y en algún momento haber sido el peruano con familia habitando en un país hermoso. No insistiré en decir que me habían prohibida la salida. Sería hilarante y de eso no se trata. Así que, arrastrando los pies y más deprimido que «autista pobre», en la penumbra llegué hasta uno de los muros. Después de treparme por la tapia junto a los arbustos al fondo del estadio al fin gané la calle. En la Av. del Ejército logré subir al bus de la línea 91, los “moraditos”. Todo el que sube en el paradero del ‘Larco Herrera’ es más que sospechoso. Yo estaba con los ojos que miran para adentro y el cobrador que me grita: «Patita, paga, paga, paga, no te me hagas el loco». Ha pasado tantos años, lo sé, pero parece que fue ayer.

Comentarios
Click to comment

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Actualidad

Avelino Guillén presentó su carta de renuncia al Ministerio del Interior [VIDEO]

Nunca obtuvo el respaldo esperado por el presidente Castillo, respecto a los cambios en la PNP.

Published

on

Se cansó de esperar sentado. El ministro del Interior, Avelino Guillén, de acuerdo al diario El Comercio, acaba de presentar su renuncia a dicho ministerio, luego de que no encontrara respaldo del presidente de la República, Pedro Castillo, referente a la lista de cambios dentro la Policía Nacional del Perú (PNP).

Lo dejaron solo. Guillén habría presentado su carta de renunciar al Miniter. Foto: diario El Popular.

Guillén Jáuregui, quien desde el 4 de noviembre del 2021 ocupa el cargo de ministerio del Interior, se habría cansado de esperar el espaldarazo del mandatario, ya que desde diciembre del año pasado se deslizaran las disputas entre el aún titular del Interior y el comandante general de la PNP, Javier Gallardo, por los cambios que este último quería realizar en direcciones especializadas de la institución.

Guillén se opuso en todo momento a la lista presentada por Gallardo, pero no recibió el respaldo de Castillo quien se puso del lado del general PNP.

El argumento del ministro para rechazar la propuesta del comandante era que quería pasar al retiro a oficiales con experiencia y trayectoria, como el jefe de la Dircote, Óscar Arriola.

Como se recuerda, según un informe de IDL-Reporteros, publicado en diciembre pasado, el general de la PNP presentó a Guillén una lista de 20 generales que podrían retirarse en su institución. Sin embargo, el ministro Guillén identificó al menos a cinco que estaban considerados entre los mejores de la institución.

En ese momento, fue Guillén quien sostuvo que eso se resolvería con la última palabra del mandatario. En ese sentido, Gallardo descartó que su planteamiento requiera la firma de otros mandos.

“La ley faculta al comandante general, él es el responsable de la administración del recurso humano dentro de la PNP y otros. Por eso (…) presenta su propuesta al ministro del Interior y él, a su vez, traslada esa propuesta al presidente de la República (…) No es cierto que se requiera la firma de otros oficiales para presentar la propuesta”, añadió Gallardo.

Todo eso conllevó a que se generará durante semanas una tensión entre el ministro Guillén y el comandante Gallardo, que habría tenido como punto final la renuncia del primero.

Comentarios
Continue Reading

Actualidad

Autor de la escultura gigante de José Carlos Mariátegui en SJL falleció este último martes

Víctor Luján Rodríguez se desempeñó como escultor y docente. Sus obras se encuentran dispersas en distintos lugares del Perú.

Published

on

Los habitantes de San Juan de Lurigancho (SJL) seguramente se habrán topado con una escultura de seis metros de altura del político y filósofo José Carlos Mariátegui, ubicado precisamente en el ingreso a la urbanización que lleva su nombre, pero no estaban enterados del autor de tan magnifica obra ni su ubicación original.

El artista y el ‘Amauta’. Obra actualmente se encuentra a la entrada de la urbanización que lleva el nombre del destacado político. Foto: Facebook de Víctor Luján.

Se trata del escultor Víctor Luján Rodríguez quien recreara, en 1994, a cuerpo entero a nuestro ‘Amauta’. Los vecinos más antiguos seguramente recordarán que en un principio la escultura se situaba al ingreso del distrito, dando la bienvenida, libro en mano, a todos los visitantes.

De acuerdo a Manuel Flores Calderón, dirigente vecinal de SJL, el traslado efectuado durante la gestión del ex alcalde Ricardo Chiroque (1999-2001) tuvo “motivaciones políticas”.

En una nota del diario El Peruano, de fecha 2017, se comenta así los cambios de lugar de la escultura metálica:

«Quien pagó los platos rotos de las pasiones políticas de derecha e izquierda fue la escultura de seis metros de José Carlos Mariátegui (1994). Su enorme imagen metálica, construida durante la gestión del desaparecido alcalde Óscar Venegas Aramburú, daba la bienvenida al distrito en el cruce exacto de las avenidas Próceres de la Independencia con Malecón Checa (donde hoy hay un semáforo y un óvalo). Seis años después, y tras varios y penosos traslados, llegó a la entrada del AA. HH. Mariátegui, desde donde saluda con los Siete ensayos bajo el brazo». (El oro de San Juan, Diario El Peruano, 2017).

Dicho monumento es un homenaje al ‘Amauta’, recordando el centenario de su natalicio, en 1994. Esa escultura fue encargada al artista por el ex alcalde Óscar Venegas Aramburú durante su segunda gestión, en 1993.

Lastimosamente, este último martes, el recordado artista falleció según cuentan sus propios familiares quienes velaron los restos del maestro en su vivienda de Los Cipreses, en SJL.

Además del Mariátegui mencionado, actualmente ubicado en la urbanización de ese nombre en San Juan de Lurigancho, también se le conoce por su escultural del apóstol Santiago en la provincia de Gran Chimú, La Libertad.

Santiago apóstol, ubicado en Chimú – La Libertad, obra de Víctor Luján. Fuente: Facebook del escultor.

Sus trabajos están mayormente ubicados en lugares marginales que no cuentan con gran presencia escultórica.

Sobre Víctor Humberto Luján Rodríguez

Nació en el Distrito de Lucma Provincia de Gran Chimú, La Libertad. Heredó de los legendarios orfebres de la cultura Mochica Chimú su condición innata para el arte escultórico. Estudió en la Escuela Nacional Superior Autónoma de Bellas Artes del Perú. Fue alumno muy destacado. Obtuvo el primer premio de escultura en metales y mención honrosa por excelencia en modelado en su promoción. Obtuvo el Titulo de Artista Profesional. Tiene el grado de Bachiller en Educación por la Univ. Pedro Ruiz Gallo.

Comentarios
Continue Reading

Actualidad

Comisión de Cultura del Congreso cita a ministra Gisela Ortiz para que responda sobre monumento ‘El Ojo que Llora’

Citación estaba prevista para este 31 de enero, pero se prorrogó para el 4 de febrero, donde ministra Ortiz acudirá con la viceministra Sonaly Tuesta.

Published

on

Gran polémica ha surgido tras la declaratoria del Ministerio de Cultura (Mincul), encabezado por la ministra Gisela Ortiz Perea, de nombrar como patrimonio cultural de la Nación la escultura denominada ‘El ojo que llora’. Ante ello el congresista de Avanza País Alejandro Cavero remitió una solicitud al presidente de la Comisión de Cultura del Congreso de la República, Alex Flores Ramírez (Perú Libre) para que la titular del Mincul explique los motivos de la Resolución Viceministerial N° 000018-2022-VMPCIC/MC, aprobada por la viceministra de Patrimonio Cultural e Industrias Culturales, Sonaly Tuesta.

“Efectúo el pedido debido a que, como muchos peruanos, considero que no es parte de nuestro patrimonio y no constituye un bien cultural sino una afrenta al pueblo que sufrió los ataques de los delincuentes terroristas”, indicó el congresista Cavero en el sustento de su pedido.

Esa solicitud ha sido respalda por los siguientes parlamentarios, entre otros:

  • Norma Yarrow, de Avanza País (AvP),
  • Diego Bazán, de AvP,
  • Juan Burgos Oliveros, de AvP,
  • Alejandro Cavero, de AvP,
  • María Córdova Lobatón, de AvP,
  • Diana Gonzáles Delgado, de AvP,
  • Jorge Montoya, de Renovación Popular,
  • Adriana Tudela, de AvP,
  • José Williams, de AvP.

Como se recuerda, este memorial de propiedad de la Asociación Civil Caminos de la Memoria tiene como consigna recordar las miles de víctimas que dejó la época de la violencia terrorista, cerca de 70.000 muertos, según el informe final de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación (CVR).

En tanto, El Ministerio de Cultura argumenta que el memorial “El ojo que llora” presenta valor histórico, al constituir una obra de dominio público que permite a nuestra ciudadanía meditar y reflexionar sobre el periodo histórico de violencia ocurrido en nuestro país entre las décadas de 1980 y 2000.

Actual ministra de Cultura fue designada durante años portavoz de los familiares víctimas de la masacre de La Cantuta. Foto: difusión.

De acuerdo a la Resolución Viceministerial N° 000018-2022-VMPCIC/MC, “El ojo que llora” busca convertirse en eje articulador de encuentros, intercambios y memorias, siendo el reflejo de una sociedad democrática y respetuosa de los derechos humanos.

“A través de este lugar, se intenta colaborar en la construcción de una sociedad sin violencia, que progresa a partir de su educación, trabajo y cultura”, precisa el documento publicado en el diario El Peruano.

Por su parte, la Comisión de Cultura del Congreso ha indicado que la citación se pospondrá para el próximo 4 de febrero, en donde la titular de Mincul acudirá acompañada de la viceministra Sonaly Tuesta, para que den sus descargos.

Comentarios
Continue Reading

Actualidad

La Libertad: Pobladores de Virú planifican bloquear la carretera Panamericana Norte

Published

on

Luego de los acontecimientos del Paro Agrario en Virú y Chao en la región liberteña, los moradores volverán a tomar las vías este viernes 28 de enero desde las 00:00 horas, el frente de defensa de la provincia de Virú indico que será una marcha pacifica para evitar inconvenientes.

Fernando Crisólogo, dirigente, manifestó que la medida iba a llevarse a cabo todavía el próximo 3 de abril, pero debido al incremento en el costo del peaje de forma colectiva se decidió salir a marchar, ya que el nuevo costo de 8.90 a 10.10 a los vehículos menores es abusivo.

Otro de los puntos del pliego de reclamos es la exigencia de la construcción del Hospital Virú Minsa, desde 2019 no cuenta con presupuesto y, hoy en día, el expediente técnico tendría observaciones que no son corregidas por el Gobierno Regional La Libertad

Además, también se encuentran como reclamo la construcción del colegio Mixto Virú y del centro de salud en el puente Vírú que hasta la fecha tampoco se ha ejecutado pese a tener partida presupuestal. Allí se podría atender emergencias de accidentes de tránsito, que suceden casi a diario en la carretera.

Foto referencial.

Al igual que el reclamo de las rondas campesinas de la región, también esta el alza de precio de los fertilizantes que afecta a los agricultores, así como el costo del servicio de agua de Chavimochic, la construcción de pozos tubulares, así como apoyo a los trabajadores que vienen siendo obligados a laborar sin estar vacunado por la covid-19.

Comentarios
Continue Reading

Actualidad

No podrá salir

Poder Judicial dicta impedimento de salida a presidente de Repsol Perú y otros funcionarios por 18 meses.

Published

on

Lo último. El Juzgado de Investigación Preparatoria Transitorio de la Corte de Puente Piedra-Ventanilla dictó el impedimento de salida del país por 18 meses contra Jaime Fernández-Cuesta Luca de Tena, gerente general de la Refinería La Pampilla, administrada por Repsol Perú, tras el desastroso derrame de petróleo que hasta la fecha sigue contaminando nuestro litoral y amenaza con expandirse hacia el norte del país. Pasividad de empresa de hidrocarburos resulta aterradora.

Fiscalía ha encontrado una “presunta responsabilidad penal” contra funcionarios de Repsol, incluido el mismo presidente de la multinacional. Foto: revista accionistas Repsol.

Previamente, la medida coercitiva solicitada por la Fiscalía Especializada en Materia Ambiental (FEMA) de Lima Noroeste también alcanza a Renzo Alejandro Tejada Mackenzie, jefe del Terminal Marítimo 2 de la Refinería La Pampilla; Gisela Cecilia Posadas Jhong, gerente de Calidad de Medio Ambiente; y José Gregorio Reyes Ruiz, gerente de Producción.

Según el representante de este despacho fiscal, Ariel Tapia Gómez, se encontró presunta responsabilidad penal por el delito de contaminación ambiental contra los representantes legales y funcionarios de la citada empresa, y los que resulten responsables; por afectar el litoral con el derrame de petróleo crudo.

La tesis fiscal señala que los funcionarios habrían conocido del derrame, en una cantidad superior a los 6 mil barriles de petróleo crudo, e “incumplieron adecuadamente sus responsabilidades funcionales, ocasionando que el vertimiento se desplazara” desde la Refinería La Pampilla de Ventanilla (Callao).

Cabe precisar que el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Sernanp) detectó petróleo desde Ventanilla, Callao, hasta Chancay, en Huaral. Además, la provincia de Huara también habría sido afectada.

Asimismo, la semana pasada, se detectó contaminación en los Islotes de Pescadores y las Zona Reservada de Ancón, donde el petróleo causó muertes incalculables de fauna marina y grave contaminación de mar y litoral.

El derrame de petróleo ha afectado la vida marina. Daños son incalculables y recuperación podría tardar varios años. Foto: panamericana.pe.

En tanto, El Ministerio Público ampliará la investigación por presuntos delitos de responsabilidad funcional, para incluir a funcionarios públicos de la Dirección General de Capitanías y Guardacostas (Dicapi) de la Marina de Guerra del Perú, el Organismo Supervisor de la Inversión en Energía y Minería (Osinergmin) y del Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA); quienes habrían omitido su labor de fiscalización administrativa.

Estas instituciones del Estado, de acuerdo con disposiciones legales, deben realizar tareas de verificación, fiscalización y control de cumplimiento de los planes de contingencia, ante un derrame de petróleo con afectación al medio ambiente.

Comentarios
Continue Reading

Actualidad

Solicitan impedimento de salida del país para presidente de Repsol Perú

Ministerio Público ha solicitado impedimento por 18 meses para Jaime Fernández – Cuesta, y otros funcionarios de empresa de hidrocarburos.

Published

on

Este jueves a partir de las 5 de la tarde el Juzgado de Investigación Preparatoria Transitorio de la Corte de Puente Piedra – Ventanilla evaluará el pedido de impedimento de salida del país por 18 meses, presentado por el Ministerio Público, contra el gerente general de la refinaría La Pampilla, Jaime Fernández – Cuesta Luca de Tena, por las investigaciones que se le siguen en el derramamiento de petróleo ocurrido el pasado 15 de enero cerca a las costas de Ventanilla.

De brazos cruzados. Hasta el momento presidente de Repsol no asume responsabilidades frente al derramamiento de petróleo. Foto: Eleconomista.es

Según informó el Poder Judicial, “el requerimiento fiscal incluye también a los funcionarios de la empresa: Renzo Tejada Mackenzie, Gisela Posadas Jhong y José Reyes Ruiz, investigados por el presunto delito de contaminación ambiental”.

El Ministerio Público también informó sobre su solicitud de impedimento de salida al Poder Judicial y precisó que se trata de Renzo Tejada Mackenzie, jefe del Terminal Marítimo 2 de la Refinería La Pampilla – Repsol.

“Esto, luego que la Fiscalía Especializada en Materia Ambiental de Lima Noroeste abriera investigación contra representantes de Refinería La Pampilla S.A., administrada por el Grupo Repsol del Perú S.A.C, por presunto delito de contaminación ambiental, debido al derrame de petróleo”, agregaron en su cuenta de Twitter.

El procurador público especializado en Materia Ambiental, Julio César Guzmán, señaló ayer que el presunto delito de contaminación en su tipo base tiene una penalidad de 4 a 6 años, pero que puede subir hasta 7 años de prisión en su tipo agravado.

Guzmán comentó que los profesionales investigados eran los encargados de controlar los riesgos de la operación de la compañía.

Repsol es multado con 18 millones de soles

En tanto, el Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) aplicará una multa de 4 mil UITs, equivalente a 18 millones 400 mil soles contra la multinacional Repsol por haber incumplido con una de las medidas dispuesta por la institución ante el derrame de petróleo en el mar de Ventanilla.

La jefa de la institución, Miriam Alegría, explicó que Repsol no ha cumplido con la identificación de las zonas afectadas por el derrame el pasado 15 de enero.

Tampoco ha realizado labores de contención y recuperación del hidrocarburo en las zonas afectadas ni ha culminado las labores de segregación, transporte, almacenamiento y disposición de los residuos peligrosos.

Un mar muerto. Derrame de petróleo ha ocasionado una pérdida incalculable en el hábitat marino. Foto: Andina.

Asimismo, venció el plazo dispuesto por la OEFA para que Repsol realice la conservación, custodia y rescate de la fauna marina afectada en las áreas naturales protegidas, como la Isla Pescadores y la zona Reservada de Ancón.

Comentarios
Continue Reading

Actualidad

Periodista Fernando del Rincón ‘se ríe en la cara’ de congresista Waldemar Cerrón [VIDEO]

Luego de que el hermano de Vladimir Cerrón lo tildara de “presunto sicario político de la prensa internacional neoliberal”.

Published

on

“Me río de usted en su cara”, fue lo que respondió el entrevistador de CNN en español, Fernando del Rincón, al parlamentario de Perú Libre Waldemar Cerrón, luego de que éste publicara en su cuenta de Twitter que la entrevista concedida por el presidente Pedro Castillo al medio internacional fue una “emboscada” por parte de un grupo interesado en bajar la reputación del mandatario.

Presunto sicario político de la prensa internacional neoliberal habría emboscado a Pedro Castillo abusando de su amplia vocación democrática. Al desnudo posible conspiración golpista”, escribió el parlamentario oficialista en su cuenta de Twitter tras la emisión de la entrevista.

Ante la acusación, del Rincón aprovechó los primeros minutos de su programa para responderle a Cerrón y lo invitó a brindarle una entrevista. “Me río de usted en su cara. Hay que tener la cara muy dura para no darse cuenta que no hacía ni falta ninguna emboscada. Esto se llama, y se lo voy a decir señor Cerrón, porque me extraña su ignorancia. No necesitaba ninguna emboscada el presidente Castillo, eso se llama suicidio político”, señaló el periodista mexicano.

Del Rincón se mostró sonriente ante lo mencionado por el congresista de Perú Libre, incluso pidió que enfocaran su rostro para dirigirse directamente al hombre que lo había señalado como “sicario político de la prensa internacional neoliberal”. “Solo había que hacer las preguntas correctas y cuando quiera se las hago a usted a ver si es cierto que se necesita emboscar a la gente. Gracias por darme esa relevancia, me pongo la medalla por acá. Muy amable”, dijo señalando su hombro aludiendo a los honores militares.

Periodista de CNN entrevistará a Vladimir Cerrón

Asimismo, el popular entrevistador mexicano adelantó que la próxima semana hará lo mismo con el secretario general del partido Perú Libre, Vladimir Cerrón, y que no necesitará de “ningún tipo de emboscada” para encarar al ideólogo del partido oficialista.

Turno para la mente detrás de Perú Libre. Entrevistador adelanta que conversará con Vladimir Cerrón la próxima semana. Foto: difusión.

Este adelanto se dio durante la emisión de ayer, 26 de enero, en la que el periodista de CNN en español entrevistó al Defensor del Pueblo, Walter Gutiérrez. Previo a la emisión de la conversación con el funcionario, del Rincón se refirió a los comentarios del vocero del partido de gobierno, Waldemar Cerrón, quien lo calificó de “sicario político”.

“Este tweet de Waldemar Cerrón tuvo eco en distintos medios locales y, por supuesto, su propio hermano. Por cierto, Vladimir Cerrón, su hermano, el dirigente nacional de Perú Libre, llamó a mi producción, nos contactó porque quiere un espacio en este programa (…). Señor Cerrón, usted va a tener su espacio en este programa. Con todo gusto, soy el más interesado en que me acompañe”, dijo el hombre de prensa.

No obstante, del Rincón advirtió al también exgobernador regional de Junín que sus preguntas “no son fáciles”, pero aseguró que “no habrá ningún tipo de emboscada, como dice su hermano”.

Comentarios
Continue Reading

Actualidad

Poder Judicial condena a 19 años de prisión a ex gobernador de Cajamarca, Gregorio Santos

‘Goyo’ Santos fue sentenciado por los delitos de colusión agravada y lavado de activos.

Published

on

Por favorecer a empresas en los trabajos de conservación y/o rehabilitación de carreteras durante su gobierno, el ex gobernador de Cajamarca, Gregorio Santos fue condenado a 19 años de prisión por el Juzgado Penal Colegiado de la Corte Superior Nacional.

Esta sentencia (9 años por delito de colusión agravada y 10 años por lavado de activos) se debe a las irregularidades cometidas cuando ejerció como gobernador regional de Cajamarca.

Ex gobernador de Cajamarca de pensamiento comunista pasará una larga temporada tras las rejas. Foto: difusión.

El Juzgado Penal Colegiado también sentenció a otros implicados, como Mario Montes Samaniego, quien recibió 16 años de prisión; Antonio Medina Centurión y Mario Cueva Carranza, que fueron sentenciados a 7 años.

Asimismo, César Marcelo Estela Castañeda fue condenado a 6 años de cárcel y Maritza Ayala Sínchez recibió 8 años de prisión. En tanto, Santos Guerrero fue inhabilitado para ejercer cargos públicos por 3 años y 8 meses.

De igual modo, el tribunal impuso consecuencias accesorias de suspensión de actividades a las empresas Constructora Aterpa Sucursal Perú, Project Construction SAC, Industrial Gráfica San Remo SAC y otras.

Según el fallo, Gregorio Santos negoció y obtuvo el pago de 5 millones 285 mil 800.52 soles, equivalente al 7,5% del costo total de las obras de rehabilitación de carreteras que el GORE Cajamarca contrató con la sucursal peruana de la constructora brasileña en el 2011.

La fiscalía acusó a Santos Guerrero de haberse coludido con empresas para entregarles la buena pro de concursos públicos por el servicio de gestión y conservación de carretera Choropampa-Cospan-Huallobamba en La Libertad y otras.

Por las transferencias bancarias se ha podido establecer que dicha comisión ilícita se dividió en tres partes: el exgobernador regional recibió 2 millones 114 mil 320.20 soles, equivalente al 40% del monto total.

Cabe indicar que Gregorio Santos cumple otra condena de 19 años y 4 meses de prisión efectiva por los delitos de asociación ilícita y colusión al promover que el empresario Wilson Vallejos Díaz se adjudique 12 obras públicas licitadas por la entidad Pro-región, por 133 millones de soles.

Tras dictarse esta primera sentencia, el exfuncionario estuvo prófugo de la justicia desde enero del 2020. Finalmente, fue capturado cinco meses después -el 25 de junio- en un operativo policial en la provincia de Rioja, en la región San Martín.

Comentarios
Continue Reading
Advertisement

LIMA GRIS TV

LIMA GRIS RADIO

PRNEWS

PARTNER

CONTACTO

Síguenos en Twitter


LIMA GRIS RADIO

Trending